¿CÓMO SELECCIONO LAS PLANTAS ADECUADAS PARA EL ACUARIO?

Por Leopoldo Tápanes Méndez 

Al seleccionar las plantas que sembraremos en el acuario hay que tener en cuenta los hábitos alimenticios de nuestros peces. La mayor parte de estos peces son omnívoros, o sea, aceptan alimentos de origen vegetal y animal, pero para algunos como los goldfish, payasos, barbos filamentosos, tetras platas, tetras Buenos Aires, entre otros, una parte importante de su alimento la componen las plantas acuáticas. En estos casos debemos seleccionar plantas duras que ellos no puedan comer, sin prohibir que periódicamente les suministremos algunas plantas blandas, a sabiendas que son para darles un gustazo.

Una vez elegidas las plantas que sembraremos, hay que conocer cuáles son sus exigencias y saber si estamos en condiciones de cubrirlas. Las plantas tienen requerimientos específicos de los cuales los más primordiales pueden ser la luz, el sustrato, el movimiento del agua donde están sembradas y las condiciones químicas de esta. Cuanto mejores sean las condiciones de mantenimiento más crecerán y durarán las plantas en el acuario. En algunas ocasiones el propio color de las plantas puede servirnos como referencia de sus necesidades luminosas. Tal es el caso de las plantas que tienen coloraciones rojizas en sus hojas y tallos (alternatera roja) que necesitan niveles elevados de luz para mantener esa tonalidad. Las amazonas, cabombas y ambulias son conocidas por ser muy exigentes en relación con la luz. Las llamadas cintas crecen tanto en condiciones de alta como de baja iluminación (vallisnerias y sagitarias), alternatera verde, tilo y chara o rabo de gato. Por el contrario, las cryptocorinas son ideales para los acuarios con baja iluminación. Exigen niveles de iluminación de media a alta la didiplis, bacopa, elodea, lirio o jacinto de agua (flotante), oreja de ratón y el nenúfar o loto.